dimecres, 4 d’agost de 2010

Argentina: Advertencia de una periodista bahiense al lenguaje sexista de los medios

4 de agosto del 2010
.
.
En el periódico EcoDías.com, que naciera hace algunos años con el fin de presentar una posición alternativa a los medios tradicionales, una periodista se atreve a realizar algunas correcciones a los conceptos emitidos cada vez que se habla de un femicidio.

Su artículo de la edición digital del día de la fecha, denominado “Las cosas por su nombre” , la periodista Natalia Figueroa Carabajal hace un breve raconto de algunos hechos de “drama pasional” donde reiteradamente terminan con el asesinato de una mujer.

“Hay más datos escabrosos y chismes de barrio en los textos de las notas y a eso hay que anexarle algunos comentarios agresivos y chistes sexistas -en el caso de páginas web- que los editores de esos medios se encargan de no eliminar para seguir haciendo andar la rueda del show”. De esta manera detalla el andamiaje de que son presos y presas algunos editores que con la rapidez propia del oficio periodístico, no atinan a detenerse a rastrear la violencia de género que existe en el tratamiento de esas noticias.

Varias agrupaciones, estudiantes de comunicación y periodistas vienen trabajando en diferentes observatorios de géneros para “aconsejar” a los comunicadores de cómo deben manejarse ante estos hechos de violencia hacia las mujeres, mal llamados crímenes pasionales en vez de “feticidios”. Cabe mencionar el Observatorio de Medios con perspectiva de Género de la Facultad de Periodismo del Universidad de La Plata (UNLP), el diccionario de términos GLTTTBI del Instituto Rojas y la UBA y el reciente publicación del Decálogo para el tratamiento periodístico de la violencia contra las mujeres de de PAR (Periodistas Argentinos en Red).

Natalia en su nota periodística nunca mejor llamada “Las Cosas por su nombre”, descubre el velo que en las ciudades más retrógradas cuesta tanto descubrir: el velo del machismo exacervado y de la misoginia naturalizada.

Bien hace la periodista en detallar de las cosas de las que no se hablan, de los femicidios, de la lista larga de femiciidios de esa ciudad. Del Patriarcado “ese sistema de relaciones sociales que se basan en la opresión y dominación de las mujeres” y de todas su expresiones cotidianas y arraigadas como lo son “fiesta de 15 años o de "presentación", casarse de blanco, cambio del apellido propio por el del marido "señora de".

En buena hora que el velo se empiece a descubrir, y en buena hora que sea una mujer periodista de esa ciudad que abre las puertas del sur argentino

Al final de la nota hace memoria de muchas mujeres que fueron víctimas de femicidio en su ciudad:

Viviana Aguilera, Irina Laura Montoya y María Dolores Sánchez (las mochileras), Luciana Moretti, Daiana Méndez, Jessica Beatriz Elías, Ruth Evangelina Utriera. Es a esta lista que se le sumaron las vidas arrancadas de Luisa Peralta y María Luisa Montagna